Juan Antonio Montoya Báez

 

El presidente ANDRÉS MANUEL LÓPEZ OBRADOR llegó a Tamaulipas, lo recibieron cordialmente, no hubo reclamos, no hubo gritos, sólo aplausos, la guerra presupuestal fue olvidada.

Grandes porras en Matamoros, LÓPEZ OBRADOR  dijo estar muy gustoso de estar en esta ciudad fronteriza, pero dijo que se sintió apenado, la cantidad de los asistentes no le gusto, lo paso a preocupar, otra vez su coordinador de delegados JOSÉ RAMÓN GÓMEZ LEAL se equivocó.

Si AMLO supiera que en cada entrega de recursos hace lo mismo, convoca a los beneficiarios y les entrega recursos sin respetar sana distancia, expone la salud de ancianos y sus familias, todo por su ambición política.

El ánimo de los matamorenses fue enorme, muchas palmas, cientos de invitados que se desbordaron ante su presidente. Estaba en casa, en tierra de un alcalde emanado de su partido, Morena, el matamorense MARIO ALBERTO LÓPEZ HERNÁNDEZ.

LÓPEZ OBRADOR simplemente se mostró satisfecho y contento con la participación ciudadana, no menciono a nadie en su discurso.

En ese sentido reclamo que no debió realizarse un acto de esta magnitud en plena pandemia, pues “debemos cuidarnos todos, por eso no voy a tardarme mucho, por eso les digo con todo respeto, váyanse retirando, la salud es primero”.

El presidente reconoció que los ciudadanos tienen muchas ganas de participar, tienen pasión, pero dijo que  hay mucho por venir y “nos seguiremos encontrando”.

AMLO se mostró satisfecho por las 45 obras de mejoramiento urbano que se ejecutaron en el municipio, pero también por las mil 214 viviendas realizadas para la gente humilde.

Refirió que se invirtieron 482 millones de pesos en las que también figura la edificación de nuevo mercado municipal. “La verdad es que me dio mucho gusto pasar por el mercado Catarino Garza, un revolucionario de Matamoros”.

LÓPEZ OBRADOR quería, pero no podía acercarse a los asistentes, por lo que prometió regresar.

“Ya quiero estar allá con ustedes, para abrazarnos, tomarnos fotos, le tengo un profundo amor a Matamoros, pero tenemos que cuidarnos, le envió un abrazo virtual, como si nos los estuviéramos dando, cariñoso, porque amor con amor se paga”.

AMLO fue muy breve,  como igual fue la bienvenida del gobernador FRANCISCO JAVIER GARCÍA CABEZA DE VACA quien agradeció las obras ejecutadas con recursos federales en la entidad, pues permiten reconstruir el tejido social que es uno de los grandes retos en México.

El gobernador dijo que estas acciones, como el mercado municipal, las áreas públicas y de multiusos que permiten la integración de los ciudadanos.

El  gobernador no tuvo reproches sólo buenas noticias, como aquella de que Tamaulipas ocupó el cuarto lugar nacional en generación de empleos durante julio, lo que apenas es una luz de esperanza de una recuperación próxima.

Claro, que también escribió su carta de peticiones como apoyos para concluir un hospital en Matamoros que se encuentra al 85 por ciento, “nos falta el último tirón”, pero también en Madero donde se avanzó en la resolución de un tema legal, por lo que está todo listo para continuar su construcción.

También pidió recursos para basificar al personal de salud, pero es un tema “de pesos y centavos”.

Habló con pinzas del tema, pues dijo el mandatario que a medida de que lleguen los recursos que le corresponden a los tamaulipecos se podrá dar seguridad laboral a los trabajadores de la SS.

Más tarde, el Presidente AMLO estuvo en Reynosa, donde inauguró la Unidad de Medicina Familiar número 7 del IMSS, donde el director general del IMSS, ZOÉ ROBLEDO rindió un homenaje a las víctimas del COVID.

En Reynosa, la más contenta fue la alcaldesa MAKI ORTÍZ, quien fue muy apapachada por el presidente AMLO, sonrió y convivió en lo corto. Las fotos en las redes hablan de su felicidad.

Bueno, por hoy es todo.

Adiós y aguas con los patinazos…

Contacto:

[email protected]

 

 

 

 

 

EL PATINADERO
LIC. JUAN ANTONIO MONTOYA BAEZ