La extensión de las sanciones económicas contra Rusia por parte de la Unión Europea (UE) provoca que no exista la probabilidad de normalizar las relaciones diplomáticas con el mayor vecino del continente, declaró Maria Zakharova, vocera del ministerio de relaciones exteriores ruso.

“Estamos decepcionados de la inercia de las políticas restrictivas de la UE contra nuestro país” afirmó Zakharova en conferencia de prensa, después de que la tarde de este miércoles la comunidad decidiera extender hasta julio de 2020 las acciones económicas restrictivas, anunció la agencia rusa Itar Tass.

Las sanciones abarcan al sector energético y a la venta de armas por la diferencias en lo que respecta al territorio ucraniano, ya que la UE reclama que esta región cuente con autonomía y elecciones democráticas, informó el medio digital Deutsche Welle.

Angela Merkel y Emmanuel Macron anunciaron que debían respetarse los acuerdos de Minsk, en los que se estipula que en Ucrania se debe concretar el cese al fuego y la liberación de los detenidos por el conflicto político.

Zakharova argumentó que con estas sanciones los ciudadanos de la UE han perdido cientos de miles de millones de dólares por no concretar negocios con este país y que sus representantes no piensan en sus gobernados, sino en política.

La respuesta a las sanciones por parte de la UE desde 2014 han sido restricciones en la exportación de ciertos alimentos al país del este de Europa.

Deja un comentario