· En Tampico, Chucho Nader sigue repartiendo apoyos.
· Partidos políticos brillaron por su ausencia.

 

Por Jaime Luis Soto.

Tras declararse la contingencia en nuestro país, se pronosticaba que miles de trabajadores perderían sus empleos. Sin embargo, estadísticas publicadas por el INEGI revelan que el desempleo está alcanzando niveles alarmantes, de escándalo, históricos.

Y es que según el instituto, más de 12 millones de personas salieron del mercado laboral desde el inicio de la pandemia. Es un número exorbitante y que habla de la terrible realidad que se sigue padeciendo a lo largo y ancho del territorio nacional. No es cuento: El coronavirus está provocando un auténtico desastre.

No por nada el regreso a la denominada “nueva normalidad” provocó que infinidad de mexicanos salieran a la calle con la firme decisión de conseguir ingresos económicos para no morir de hambre junto con sus familias. Lamentablemente eso los está exponiendo a un posible contagio de covid-19 pero ¿qué otra opción les queda…?

En el recuento de los daños, se ve harto difícil que se recuperen todos los empleos perdidos durante la contingencia. Algunos patrones aprovecharán esta circunstancia posiblemente para renovar plantilla y evitar cuestiones de derechos de antigüedad; otros simple y sencillamente ya no recontratarán tras declararse en quiebra.

En las redes sociales se siguen publicando muchísimos testimonios de extrabajadores quienes al ya no ser recontratados tuvieron que salir a la calle, u optar por el servicio a domicilio, para vender lo que fuera: Pan dulce, tamales, hotdogs, hamburguesas, tacos, etc.

El comercio informal creció de manera increíble sin embargo, las ventas por obvias razones son demasiadas raquíticas porque la gente no tiene dinero. O lo poco que tienen lo usan para el mandado y para pagar servicios como el de la luz cuyo director MANUEL BARTLETT sigue terco en no condonar ni diferir los cobros.

Así, para un país con alrededor de 130 millones de habitantes, el tener 12 millones de desempleados es algo que debe de atenderse de inmediato. En lugar de giras, el Presidente ANDRÉS MANUEL LÓPEZ OBRADOR debería ir pensando cómo crear más fuentes de empleo y reforzar las medidas preventivas contra el coronavirus.

Porque eso de andar de giras como que es contradictorio…

CHUCHO Y LAS LATAS DE ATÚN.

Aquí en Tamaulipas, hay que decirlo, muchos alcaldes no se quedaron en la modorra y desde el principio de la pandemia decidieron apoyar a las familias que perdieron sus empleos otorgándoles despensas.

Llama la atención lo que está haciendo JESÚS NADER NASRALLAH en Tampico pues no se ha cansado de gestionar apoyos para los sectores más vulnerables del Puerto Jaibo. Hace tiempo varios empresarios de la región donaron cientos de kilos de carne que se repartieron en paquetes.

Y más recientemente, otro empresario le hizo llegar diez mil latas de atún para su correspondiente reparto. Ayer, NADER NASRALLAH entregó mil despensas en la colonia Cascajal, lo hizo personalmente junto a su equipo de trabajo.

Pero además de darse tiempo para gestionar y repartir despensas, el famoso CHUCHO NADER también realiza campañas de limpieza de áreas públicas y descacharrización para evitar al máximo la proliferación del mosquito transmisor del dengue con eso del arribo de la temporada de lluvias.

PARTIDOS POLÍTICOS SE REACTIVAN.

Y desde el fantasmagórico edificio del Cero y Doble Cero boulevard Praxedis Balboa, el PRI estatal emitió un boletín en el que se asegura que su dirigente EDGAR MELHEM SALINAS se reunió con sus colaboradores para ver el asunto de las elecciones del 2021.

Hasta este lunes, en las oficinas de LUIS RENÉ CANTÚ GALVÁN, el CACHORRO, no había señales de alguna reactivación…

De MORENA nada que comentar. Desde antes de la pandemia su dirigencia se la ha pasado en el limbo…

Lo escribimos en una colaboración anterior: Los dirigentes de los partidos políticos brillaron por su ausencia desde que inició la contingencia. Aparecían de vez en cuando, casi siempre de manera virtual, dizque para solidarizarse con las familias afectadas pero a casi nadie se le vio sudando la camiseta en las colonias populares.

Esperemos que el coronavirus pronto desaparezca para siempre de la faz de la tierra. Pero téngalo por seguro que sus efectos se seguirán sintiendo en muchos rubros y en lo electoral también, eso se verá en el 2021.

Todo es cuestión de tener memoria…

Correo electrónico: [email protected]