Expediente

Por Azahel Jaramillo H.

 

Uno.– A falta de una cosa mejor que proponer, los diputados del partido MORENA tuvieron la brillante idea de pedir que la Casa de Gobierno, en esta ciudad capital, ya no sea la residencia del Gobernador y se convierta en un ‘espacio cultural para los tamaulipecos’.

Así, el diputado Eliud Almaguer Aldape hizo uso de la más alta tribuna de Tamaulipas para a nombre de MORENA hacer un exhorto dirigido al secretario de Administración del Gobierno del estado.

Digo, ¿acaso no hay asuntos más importantes que plantear en el Congreso del estado? Podría salir más caro el caldo que las albóndigas.

¿A dónde va a vivir el Gobernador con su familia, en Palacio de Gobierno a usanza del presidente AMLO? Y les menciono a los referidos diputados, ‘representantes populares’, estos asuntos:

¿Por qué no lanzan un exhorto para que Gobierno federal entregue lo más pronto posible las becas ‘Benito Juárez’ a los estudiantes de prepas, CEBTIS y CETIS, pues ya tienen cuatro meses que no lo hace? Cosa de preguntarle a los estudiantes sobre las referidas. Porque en el discurso es muy bonito hablar de las becas ‘Benito Juárez’, de 800 pesos mensuales para los jóvenes que cursan sus estudios en las escuelas oficinales, pero la realidad es otra. Nuestros diputados ‘morenos’, de eso no se dan cuenta.         

¿Y por qué no hace MORENA exhorto para que la Federación y el Gobierno estatal trabajen juntos y rescaten del abandono al Hospital General de Victoria ‘Dr. Norberto Treviño’, que está para llorar, sin quirófanos, sin servicio de elevadores, con las calderas descompuestas para calentar agua para los enfermos, y vaya sin siquiera agua de garrafón para enfermos, médicos, enfermeras y personal de apoyo?

Cabe preguntar a los legisladores de MORENA ¿en qué mundo viven, por qué mejor no suben a tribuna y exhortan a la doctora Gloria Molina, secretaria de Salud en el estado, a que se ponga las pilas e instrumente un plan para reducir el elevado numero de embarazos adolescentes que colocan a Tamaulipas en el quinto lugar nacional con diez mil casos anuales? En esta tarea el exhorto de MORENA podría incluir además de la doctora Molina, a Mario Gómez Monroy, secretario estatal de Educación, e inclusive a los medios de comunicación del estado, de Nuevo Laredo, Tampico, Ciudad Victoria y anexos? ¿Es que acaso desconocen los ‘morenos’ que el tema de embarazos adolescentes es un grave problema de salud?

Por si les faltaran temas que exhortar ¿qué me dicen los legisladores sobre la actuación del alcalde Xico González Uresti, qué acaso ignoran que en el Palacio Legislativo organismos empresariales les pidieron a ellos, los diputados, que se abocasen a indagar la salud mental del doctor Xico González? ¿Qué han hecho por Ciudad Victoria, diputados ‘morenos’?

Hacer que la Casa de Gobierno ya no sea el alojamiento del Gobernador en turno no es pertinente, más considerando que se tendría que pagar elevada renta de una vivienda segura y cómoda para que el Gobernador pueda tener el sosiego para bien gobernar Tamaulipas.

¿Además tan seguros están que va a ganar uno de los suyos la gubernatura, que no quieren habite en ella un panista, un tricolor o un político de Movimiento Ciudadano?

Pero además, ¿para qué le mueven al tema si nada pueden hacer desde el Congreso donde los azules son una aplastante mayoría?

Argumentó el diputado Almaguer que abrir la Casa de Gobierno a los tamaulipecos transmitirá también un mensaje de austeridad y optimización de los recursos públicos.

“Estamos ciertos de que si el jefe del Ejecutivo es sensible al reclamo popular sabrá ponerse del lado de la historia”, señaló el diputado Almaguer.

¿Qué tiene que ver la historia con esto?

Colóquense los diputados de MORENA atendiendo asuntos como los referidos: becas sin entregar, hospital para llorar, altos niveles de embarazos adolescentes y un alcalde al que son incapaces de lanzarle un exhorto.

Dejen el asunto de la Casa de Gobierno. ¿Acaso no confían que uno de los suyos va a ganar la elección? Mejor, el día que ganen la gubernatura o al menos la mayoría en el Congreso, procedan con su propuesta.

Dos.– Pues ahí tienen que en el arranque de este nuevo año 2020 el Instituto Tamaulipeco de Capacitación para el Empleo, se enfoca para constituirse en referente, en ejemplo nacional.

Se palpa un cambio de actitud, pero también un avance en lo académico, y en lo deportivo.

Vale decir que esto se ha logrado gracias a que el director del ITACE Tamaulipas, licenciado Luis Fernando Campos Martínez, ha hecho equipo con maestros y directivos de ITACE y porque además cuenta con la confianza del ciudadano gobernador Francisco García Cabeza de Vaca, jefe político del estado.

Y en este punto no debemos olvidar que justo el año pasado el Gobernador entregó 9 nuevos autobuses para el transporte de los estudiantes que acuden a ITACE para capacitarse para el empleo.

Eso no hay que perderlo de vista. Son muchachas y muchachos empeñados en forjarse un futuro mejor. Por ello, Campos Martínez luego no lo dice mucho pero se ha aplicado en la cocina de los planteles, para que el alumnado –que además son adolescentes en pleno crecimiento físico– reciba al menos una comida nutritiva cada día. Aunque las oficinas de Campos Martínez están en esta ciudad capital, él se la vive en carretera visitando y trabajando por los planteles de Altamira, Reynosa, Matamoros y claro, Victoria.

 

Tres.– El país no registra crecimiento económico, pero el presidente Andrés Manuel López Obrador dice que ello no importa, que lo importante es que hay ‘bienestar y desarrollo’.

El Presidente se mostró hasta gozoso cuando se le preguntó en la conferencia mañanera en Palacio Nacional.

“Tengo otros datos ja, ja, ja… sí, ya se esperaba, pero están cambiando los parámetros para medir si tenemos bienestar en México en nuestra sociedad.

“Y como tengo otros datos puedo decirles que hay bienestar, puede ser que no se tenga crecimiento pero hay desarrollo y hay bienestar, que son distintos”, señaló en conferencia matutina.

El Presidente afirmó que no le importa mucho si hay crecimiento en el país, pues los parámetros de medición fueron tomados como base durante el periodo neoliberal, donde, agregó, se acumuló dinero en pocas manos por la mala distribución de los ingresos.

“Acuérdense que estos parámetros los establecieron –ya existían, desde luego– pero los volvieron como la base, el fundamento para medir el desarrollo durante el periodo neoliberal y a mí no me importa mucho, porque crecer puede significar que haya más dinero en unas cuántas manos, en el periodo neoliberal ni siquiera hubo crecimiento, pero lo poco que hubo se acumuló en unas cuantas manos”.

Según cifras dadas a conocer esta mañana por el INEGI, durante 2019 la economía mexicana se contrajo 0.1 por ciento respecto al año previo y registró su peor desempeño desde la crisis financiera de 2009, cuando el PIB cayó 5.04 por ciento.

Nos vemos.

Correo: azahel_jaramillo@hotmail.com

Deja un comentario