“Con el nuevo plan de salud de los mexicanos que aplicará el Gobierno Federal a través del Instituto Nacional de Salud y Bienestar (Insabi), se beneficiará a 69 millones de mexicanos que no son derechohabientes del IMSS o del ISSSTE”, afirmó el senador Américo Villarreal Anaya.

Explicó que existe un periodo de 180 días en el que se estará revisando, analizando y ajustando la normatividad del Insabi para la mejor aplicación de este instrumento de salud.

“Estamos seguros que tiene bases de ley muy superiores a las que brindaba el Seguro Popular a los mexicanos, que en sus inicios, en el 2004, también presentó diversas situaciones que se fueron corrigiendo progresivamente”, destacó.

Esto a fin de que la salud no sea una prestación laboral, sino un derecho humano expresado ya en los artículos de la Constitución y en la Ley General de Salud.

Señaló que ha sido Andrés Manuel López Obrador el Presidente que mayor sensibilidad ha demostrado en el rubro de la salud, implementando acciones a favor de los mexicanos, autorizando 40 mil millones de pesos adicionales para invertir en infraestructura médica.

“Quiere decir que ahora sí los 69 millones de mexicanos que no son derechohabientes del IMSS o del ISSSTE tendrán 4 mil 100 pesos per cápita para poder tener la oportunidad de recibir una atención igual a la que ofrecen estas instituciones de salud”, dijo.

El legislador pidió a los tamaulipecos tener confianza en el nuevo plan de salud que pone en marcha el presidente López Obrador, “porque por primera vez hay un principio de justicia distributiva; y el nuevo plan de salud garantizará atención gratuita, medicamentos y otros insumos; cierra el paso a la corrupción con el uso de recursos; no faltarán médicos y enfermeras; el financiamiento para la salud será suficiente y brindarán prestaciones de ley a 87 mil trabajadores del área de la salud”, concluyó.

Deja un comentario