Morelia, Mich.- Durante la novena Reunión Interestatal Covid-19, celebrada en esta ciudad, el gobernador de Tamaulipas, Francisco García Cabeza de Vaca, aseguró que estos encuentros de trabajo buscan garantizar a los estados participantes lo que por ley y derecho les corresponde, en materia de salud, economía y reciprocidad fiscal por parte de la Federación, ante la emergencia sanitaria.

“Nunca vamos a pedir nada que por ley y por derecho no le corresponda a nuestros estados. Estas reuniones no tienen el fin de estar contra alguien, sino que estamos en favor de nuestros estados para garantizar y cuidar la soberanía de las entidades que cada uno de nosotros representa”, dijo.

García Cabeza de Vaca también dijo que para reactivar la economía es necesario generar certidumbre para la inversión, en lugar de echar mano de los fondos nacionales o la cancelación de proyectos y programas estratégicos para las entidades, a fin de enfrentar el impacto negativo de la pandemia en la economía nacional.

Agregó: “Vamos a seguir utilizando todos los instrumentos legales que tenemos a nuestro alcance, porque es parte de nuestra esencia garantizar sacar adelante a nuestros estados.

“La pregunta es ¿qué va a pasar después? No se están alentando los proyectos productivos, la inversión extranjera; se están frenando muchos proyectos como los eólicos en nuestros estados. No vemos que se genere certidumbre y confianza para que llegue la inversión”.

En la reunión de trabajo participaron los gobernadores Francisco García Cabeza de Vaca (Tamaulipas), Silvano Aureoles Conejo (Michoacán), Jaime Rodríguez Calderón (Nuevo León), Miguel Riquelme Solís (Coahuila), José Rosas Aispuro (Durango) y José Ignacio Peralta (Colima); además Enrique Ibarra Pedroza, secretario General del Gobierno de Jalisco, en representación del mandatario Enrique Alfaro Ramírez.

Acordaron trabajar sobre una agenda de Salud, reactivación económica y atención a la pobreza.

Para llevarla a cabo se conformarán grupos de trabajo, cada uno dirigido por un gobernador y sobre los siguientes ejes: construcción de una nueva normalidad, en medio de una epidemia todavía activa; reactivación económica por etapas y prioridades; protección prioritaria a grupos vulnerables; y viabilidad financiera de los estados.

También: Adoptar un protocolo general de Salud y reactivación económica, el cual contempla una reapertura gradual en función de la capacidad hospitalaria, la aplicación de protocolos sanitarios por sector de actividad económica, así como la coordinación entre estados para la apertura sincronizada de sectores con cadenas de valor compartidas, siempre considerando la responsabilidad con la salud y la vida de los ciudadanos.

No iniciar clases presenciales durante el presente ciclo escolar y concluirlo desde los hogares; y en los casos donde no haya condiciones de conectividad a internet o virtuales, se buscará la implementación de algún mecanismo que le permita a los niños y niñas no estar en desigualdad para el acceso a contenidos educativos.

Los gobernadores manifestaron su desacuerdo con la Federación por la cancelación unilateral de los convenios entre ambos niveles de gobierno, que estaban vigentes y en pleno ejercicio para este año 2020, entre ellos, el del Servicio Nacional del Empleo.

Igual acordaron continuar con la construcción de la ruta legal para presentar, la próxima semana, a la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP), la solicitud del pago resarcitorio de los gastos transferidos por la Federación a las entidades para la atención de la Emergencia Sanitaria, y los cuales no estaban previstos en sus ejercicios fiscales para el 2020.

Deja un comentario