¡Miente consejero jurídico del Ayuntamiento!; si tiene demandas

210

Por Ramón Mendoza S.

 

Ciudad Victoria, Tam.En días recientes el consejero jurídico del Ayuntamiento de Victoria, Arturo Dimas de los Reyes, declaró que la actual administración municipal sólo atendía 30 demandas laborales que fueron heredadas por administraciones anteriores.

Sin embargo son cientos de ex trabajadores los que desde octubre del 2018 fueron ‘corridos’ de forma arbitraria y hoy mantienen demandas laborales en su contra.

Extrañamente, dicho funcionario negó que en la administración que encabeza Xicoténcatl González Uresti se haya generado inconformidad de algunos trabajadores que fueron despedidos y que demandaron.

“Fueron como unas 30, no tengo el número exacto, de las cuales ya se han pagado algunas, ya han llegado hasta la etapa de pago y ha habido procedimientos. Como ustedes saben, son procedimientos jurisdiccionales que llevan ciertos años”, declaró el funcionario municipal.

Hasta nuestra mesa de redacción llegó un audio y pruebas de las demandas que han hecho algunos ex trabajadores del Ayuntamiento de la presente administración que fueron despedidos y que los ex empleados consideraron injusta.

Uno de los audios reveló que a principio de la administración muchos fueron despedidos por revanchismo político y sin pagarles una indemnización justa fueron echados a la calle por lo que tuvieron que demandar.

“Qué tal, muy buenas tardes, yo trabajé en el municipio alrededor de 10 años, nos empezaron a cerrar las puertas, nos tacharon de priistas, por el simple hecho de haber trabajado en administraciones anteriores; no nos dejaban trabajar; desde un principio comenzaron a atacarnos, ya no nos daban funciones a principio de este año; a muchos de mis compañeros les dejó de llegar su sueldo y sin ninguna explicación les dijeron que ya no iban a trabajar ahí”, narró un ex trabajador del Ayuntamiento.

En su declaración, el ex empleado municipal aseguró que son muchos los demandantes que incluso rebasan las cien demandas que se dirimen ante las juntas de conciliación y que el Ayuntamiento con argucias busca darle largas a estos procedimientos para que los ex empleados se desesperen o éstas sean heredadas a la siguiente administración.

“A mí, a diferencia de otros a los que sólo se les corrió, me enviaron al área de Recursos Humanos donde se me informó que ya no trabajaría ahí; que firmara mi renuncia, a lo cual no accedí porque no me estaban dando una liquidación adecuada y tampoco me dieron el último pago de mi quincena”, acotó.

“Yo les dije que iba a demandar en esta ocasión, y no soy el único que demandó. Cientos de compañeros tenemos demandado al municipio”, aseguró.

Deja un comentario