Ankara.- La Fiscalía de Estambul ordenó este martes la captura de 118 personas, entre ellas 98 soldados en activo, sospechosas de pertenecer a la cofradía del predicador exiliado Fethullah Gülen, acusado por el gobierno turco de haber instigado un fallido golpe de Estado en 2016.

La Fiscalía acusa a los sospechosos de haber mantenido contacto con la cofradía gülenista mediante teléfonos públicos. Entre los sospechosos figuran un coronel, tres oficiales y varios tenientes y sargentos, informó CNN Türk.

Las pruebas contra ellos se basan en las declaraciones de otros supuestos gülenistas detenidos con anterioridad.

El pasado domingo, un importante comandante de las fuerzas navales del país fue detenido por vínculos golpistas.

Desde la asonada de julio de 2016, más de ocho mil 500 miembros de las Fuerzas Armadas turcas, entre ellos 150 generales, han sido expulsados del ejército por sus presuntos vínculos con la cofradía gülenista, lo que supone cerca de 3.5 por ciento del personal militar turco.