Enlace político

Por Alejandro Govea Torres

 

Desafortunadamente el desaire que les hizo el presidente Andrés Manuel López Obrador a los organizadores de la ‘Caravana por la paz y la justicia’ tuvo ayer nefastas consecuencias, debido a que un grupo de seguidores del político tabasqueño no sólo agredieron a los marchistas, sino también a periodistas, fotógrafos y camarógrafos que cubrían el evento en la Plaza de la Constitución en la Ciudad de México.

Vamos a ver hoy a quién le echa la culpa durante la conferencia matutina de Palacio Nacional, ya que nunca reconoce, ni reconocerá sus errores, cuando descalifica a quienes critican las políticas erráticas que ha tomado en poco más de un año que asumió la presidencia de la república.

No soporta que le digan que ha fracasado rotundamente la estrategia para recuperar la paz y seguridad que demanda la sociedad mexicana, como se puede constatar en el hecho de que el 2019, el primer año de su gobierno, ha sido el más violento de la historia reciente de nuestro país, con más de 35 mil 500 víctimas de homicidios, entre las que se encuentran más de mil mujeres asesinadas.

Los agresores se encontraban en el Zócalo de la Ciudad de México con el supuesto propósito de recabar firmas para enjuiciar a los expresidentes, pero en realidad estaban listos para agredir al contingente, integrado por familias de las víctimas y desaparecidos por la violencia en el país.

Los participantes de la ‘Caravana por la paz y la justicia’, que organizaron en forma conjunta el escritor y poeta Javier Sicilia Zardain y los hermanos Julián y Adrián LeBaron, se replegaron para evitar un enfrentamiento con las huestes de López Obrador, quienes les gritaron que eran unos traidores, entre otros insultos y epítetos que fueron ignorados por los marchistas.

Antes de llegar a la Plaza de la Constitución, una comisión de los marchistas entró al Senado, en donde fueron atendidos por Xóchitl Gálvez Ruiz del PAN, Claudia Ruiz-Massieu Salinas del PRI, Patricia Mercado Castro y Dante Delgado Rannauro del MC, Miguel Ángel Mancera Espinosa del PRD; y Emilio Álvarez Icaza Longoria, legislador independiente.

Las y los legisladores de Morena, PT y PES, es decir el grupo mayoritario en el Senado, de plano brillaron por su ausencia para no disgustar a López Obrador, quien calificó de ser un show a la ‘Caravana por la paz y la justicia’.

La misma comisión entregó en Palacio Nacional sus propuestas para atender los problemas de violencia e inseguridad que se vive en el país, cuyo documento fue recibido por la titular de la Secretaría de Gobernación (SEGOB), Olga Sánchez Cordero Dávila, entre otros funcionarios que forman parte del gabinete de Seguridad Pública de la administración López Obrador.

Luego salieron a una tarima instalada frente a Palacio Nacional, en donde el periodista y poeta Sicilia Zardain exigió una política de Seguridad Pública ‘del tamaño del horror y sufrimiento’ que se viven en el país, en lugar de una política de ‘abrazos, no balazos’ que ha fracasado rotundamente.

En temas más amables, el rector José Andrés Suárez Fernández, encabezó la entrega de constancias a egresados de las carreras de Ingeniería en Agronomía, Telemática y Ciencias Ambientales, cuya generación tuvo como nombre ‘Ing. Jorge Alemán Reyna’, como un justo reconocimiento a su trayectoria como docente y forjador de muchas generaciones de la Facultad de Ingeniería y Ciencias (FIC), Campus Victoria.

Suárez Fernández conminó a los egresados a ejercer sus carreras con profesionalismo para servir a la sociedad, además de seguir preparándose para ser más competitivos en actividades productivas y poner en alto el nombre de la UAT.

También expreso su confianza en que cada uno de los egresados salgan adelante porque están bien preparados para afrontar los retos de sus respectivas carreras profesionales.

En el mismo evento de graduación, el rector de la UAT entregó constancias a los jóvenes universitarios que concluyeron sus maestrías en Ciencias e Ingeniería de Datos, en Sistemas Ecológicos y Producción, así como también en Sistemas Agropecuarios y Medio Ambiente.

En otro tema, en medio de un ambiente crispado por las diferencias entre los distintos grupos o tribus de Morena, se designó a Alfonso Ramírez Cuellar como dirigente nacional provisional en sustitución de Yeidckol Polevnsky Gurwitz, quien calificó de ilegal el Congreso Nacional celebrado ayer en la Ciudad de México.

Ramírez Cuellar anunció que solicitará licencia para dejar la presidencia de la Comisión de Presupuesto y Cuenta Pública de la Cámara de Diputados, además pidió a todos dejar a un lado las diferencias para lograr la unidad partidista ante el reto de conservar la mayoría en el 2021.

La misión del nuevo dirigente nacional de Morena será organizar el proceso interno para elegir a la sucesora o al sucesor de Polevnsky Gurwitz, quien seguirá como secretaria General.

Correo electrónico: jagovea_53@yahoo.com

Deja un comentario