India vivió hoy un día de manifestaciones en varias de sus ciudades para exigir justicia por los aproximadamente 40 estudiantes y profesores que fueron heridos e ingresados al hospital en un ataque de encapuchados en la Universidad de Jawaharlal Nehru (UJN) de Nueva Delhi.

La tarde del domingo un grupo de personas con el rostro cubierto, armados de piedras y palos atacaron a los asistentes de una asamblea que se reunían para discutir sobre el aumento de los costos a los hospedajes de los estudiantes a la cual asistían alumnos y maestros, informó Al Jazeera.

Los manifestantes cuestionaron la inacción de los policías, quienes no ayudaron a las personas que eran lastimadas y se mantuvieron alejados de la escena, como se observa en diversos videos colocados en las redes sociales, informó India Times.

Los estudiantes heridos y el presidente de la Unión de Estudiantes de izquierda culparon al grupo Akhil Bharatiya Vidyarthi Parishad, ligado con el actual Primer Ministro, Narendra Modi, de realizar el ataque.

Rahul Gandhi, opositor al actual gobierno, aseguró: “los fascistas que controlan nuestra nación temen a las voces de nuestros valientes estudiantes. La violencia de hoy contra los estudiantes de la UJN es un reflejo de ese miedo”.

Cientos de personas se reunieron este lunes frente a la central de policía de Nueva Delhi para exigir a los integrantes del cuerpo de seguridad que protejan a los ciudadanos que fueron lastimados, mientras en la universidad Uttar Pradesh los alumnos protestaron en un marcha con veladoras.

Estas protestas se unen en ciudades como Bombai a las que continúan en contra de la ley que limita a los musulmanes a obtener la ciudadanía en el caso de emigrar de los países vecinos Afganistán, Bangladesh y Afganistán, protagonizadas principalmente por estudiantes universitarios.

Deja un comentario