Por: José Inés Figueroa Vitela.

 

El fin de semana se dejó correr un audiovisual en el que el empresario reynosense, ROLANDO CANTÚ BARRAGÁN aparece en primer plano, diciendo que le secuestraron a un cercano y le advirtieron que se atuviera a las consecuencias, si no apoyaba a los candidatos panistas.

El PAN respondió que no, que ellos no fueron, que se hagan las denuncias, se investigue y castigue a los responsables.

En el contexto, los nombres de los hermanos CANTÚ BARRAGÁN aparecen mencionados de manera reiterada en las investigaciones abiertas, contra el Gobernador panista FRANCISCO GARCÍA CABEZA DE VACA

Que si el propio líder del panismo tamaulipeco “cabildeó” en su tiempo para que le otorgaran contratos multimillonarios de PEMEX a las empresas de aquellos, que si aportaron para las campañas, que si andan metidos en el huachicoleo y con relaciones peligrosas.

Esos trascendidos, publicados en medios nacionales, de manera pública y notoria aquí solo tuvieron su reflejo en la toma de posesión como Gobernador de CABEZA DE VACA, quien lo distinguió en su discurso, como el gran amigo que le apostó a su proyecto.

Pues ahora ROLANDO y seguramente sus hermanos y primos, dueños de incalculables fortunas, multiplicadas al crisol del presupuesto y la permisividad institucional, según el mensaje aquel, andarán “ampliando sus amistades”.

TRACOTAMSA (Transportes y Construcciones de Tamaulipas) y TITSA (Transportes Internacionales de Tamaulipas), entre otras empresas de su propiedad, que van de lo furtivo a lo institucional, darán cuenta de ello.

¿MAKI gobrnadora y el MAKITO alcalde?

Nooo!!!… Tamaulipas ya no aguanta otros fuereños con estación intermedia en Reynosa.

Ahora sabemos que desde febrero, cuando aún no estallaba la crisis político-judicial que enfrenta el Ciudadano FRANCISCO GARCÍA CABEZA DE VACA con las autoridades federales, se inició la gestión de más deuda pública del Estado, “por falta de liquidez”.

Entre paréntesis, vale decirlo, el problema con la justicia, no es de Tamaulipas y menos de los tamaulipecos, quienes alcanzamos calidad de víctimas, porque de los caudales en cuestión, no solo no nos beneficiamos, sino que dejamos de recibirlos en obras, bienes y servicios, que ya no nos serán repuestos.

Como canta la canción: el beso que negaste, ya no lo puedes dar, pero esa es otra historia.

En el aquí y ahora, los 400 millones de pesos que recién se sacaron de la banca privada “para cubrir una falta de liquidez temporal”, independientemente de que se usen para comprar despensas-voto, hacer obras que se dejaron de hacer en ejercicios anteriores, o abonar a los pasivos históricos arrastrados, reflejan otra problemática.

Primero, que hay una desaseada administración, como para, recibiendo las participaciones federales puntualmente –igual que los gobiernos anteriores-, no tener para cubrir los gastos ordinarios de curso.

Segundo; que para evitarse el debate público o la alerta inhibidora de las instituciones federales de disciplina financiera, el pago se comprometió a un año, ahora si presionando la capacidad de liquidez en el cierre del ejercicio.

Tercero, que si ya había dificultades para cumplir con los compromisos de pago antes, qué va a suceder si el gobierno federal retiene el flujo de las participaciones –punto menos que la totalidad de los ingresos fiscales del Estado-, ahora que no reconoce la investidura del gobernador.

Todavía retumba en los corrillos de la Cámara Local, los gritos y sombrerazos de los diputados panistas y sus dirigentes, las ocasiones en que TOMÁS YÁRRINGTON solicitó un crédito por 700 millones y EUGENIO otro por 7 mil.

Solo la “renegociación” de inicio del sexenio significó duplicar el tiempo de pago de las amortizaciones de casi 10 mil millones de pesos, ya no como abono al capital, sino engrosado de puros intereses. Ahí se duplicó la deuda acumulada.

Luego vinieron los 2 mil y 3 mil 500 millones de nueva deuda, los 4 mil 800 de “la pandemia” y la concesión de la videovigilancia que significan pagar más de 6 mil millones de pesos por seis años a un particular.

Eso es lo más conocido, pero cada año se han aprobado endeudamientos “por lo que sea necesario para completar el presupuesto”, en una permisividad legislativa, más que criminal.

¿A qué van a venir los futuros gobernantes?, ¿solo a pagar por lo que no se hizo ahora?

El presunto atentado y amenazas denunciadas por la esposa del alcalde de Llera, quienes buscan un tercer trienio abanderando a ella como candidata independiente, debe investigarse hasta sus últimas consecuencias.

Por supuesto, los llerenses ya llenaron de los DE LA TORRE QUINTANILLA, quienes no pintan en la intención del voto para la renovación del cabildo, así que se descarta que el presunto atentado tenga que ver con sacarlos de la contienda.

Van el PRI, MORENA y el PAN por delante en la competencia local.

Luego entonces, si no se trata de un ardid tratando de volver a la contienda, es un auténtico problema de inseguridad pública que debe atenderse, en la intención de no volver a los tiempos negros del pasado reciente.

En Nuevo Laredo, la reacción puntual de las autoridades locales, permitió afrontar las secuelas del temporal que se dejó caer la semana pasada impactando buena parte de la franja fronteriza.

El alcalde ARTURO SANMIGUEL CANTÚ, e n las primeras de cambio coordinó el reparto de agua potable y purificada, en populosos sectores que se vieron afectados en el suministro del vital líquido por los cortes de energía eléctrica y daños en la infraestructura.

A gestión expresa, se repartieron donaciones de la Compañia ferroviaria Kansas City Southern de México, consistentes en dos pipas de agua potable, cada una con capacidad de 30 mil litros, 400 galones de agua purificada y 200 paquetes de 24 botellas de agua de 600 mililitros.

Se beneficiaron la Colonias Nueva Era, Voluntad y Trabajo 2 y 3, así como la Cortés Villada.

El fin de semana, el Jefe edilicio encabezó otra reunión de evaluación y seguimiento con el Comité de Salud, a la quje también concurrieron los titulares de las distimntas áreas ejecutivas concurrentes con la respuesta a los saldos del meteoro.

Protección Civil, Servicios Públicos Primarios, COMAPA, Obras Públicas, sumadas a la Secretaría de Salud y con el concurso de las fuerzas armadas del país, han desplegado esfuerzos titánicos para ir en auxilio de la población y reestablecer la normalidad a la brevedad posible.

Deja un comentario